www.elmundodelperro.net

El cuidado del pelo del Chow Chow.
Extraordinaria raza de manto tupido de gran volumen.

Foto: Alberto Nevado- El Mundo del Perro.
Ampliar
Foto: Alberto Nevado- El Mundo del Perro.

Texto: Begoña Ibáñez Fernández (Setter Bakio). www.setterbakio.com

jueves 28 de junio de 2018, 19:32h
Este manto está compuesto de pelo de cobertura y de subpelo o lana. El pelo es largo y liso, con brillo y color intenso, de textura ligeramente áspera. El subpelo o lana, responsable de proporcionar el volumen, es más denso, más suave en textura y con el color desvanecido. Este tipo de manto se conoce como manto doble o de doble capa. Puede ser de color rojo, negro, crema, cervato o azul.
El cuidado del color es algo que preocupa a sus propietarios, pero por encima de todo, en esta raza, lo que se debe proteger es la salud de su piel y del pelo.

CÓMO MANTENER LA PIEL Y EL MANTO

. Bañar y secar un Chow no es tarea fácil. Un baño al mes con champú y acondicionador adecuados mantiene la piel bien nutrida y limpia. Así se evita una posible alteración en la piel. Además se recupera la elasticidad del pelo y eso facilita el cepillado.
En época de muda se aconseja adelantar los baños para acelerar y acortar el periodo de muda y evitar que el pelo viejo provoque un problema de nudos.

. Cepillado minucioso semanal. No basta con un cepillado superficial. Se ha de cepillar capa por capa y cepillar desde la base del pelo eliminando cualquier inicio de nudo. Para ello, es importante utilizar un cepillo de púas metálicas muy largas. El pelo es el principal protector de la piel, pero un manto anudado retiene la suciedad y la humedad convirtiéndose en un foco de infección importante. Mantenerlo libre de nudos es, por tanto, primordial.
En época de muda es necesario que el cepillado se haga a diario o cada dos días.

. Sanear las puntas. En esta raza es aconsejable mantener el arreglo con un adecuado corte a tijera. De esta manera se disfruta de un Chow de formas redondeadas al tiempo que se mantienen las puntas saneadas para que el cepillo deslice con mayor facilidad.

. ¡Cuidado con los “rapados”! Absolutamente desaconsejables e innecesarios. Como consecuencia suelen aparecer las alteraciones en la piel que se traducen en sufrimiento para el perro, además de modificaciones de color, de textura y problemas de alopecia.
La idea de rapar el pelo por comodidad para el perro es un gran error. El pelo es el termorregulador del que por naturaleza el perro dispone. Especialmente en verano, rapar a un perro de doble capa es exponerlo a sufrir un golpe de calor y quemaduras de piel.

BAÑO

Previo al baño asegúrese de que no hay ningún nudo.

Si el baño en casa supone un engorro, el consejo es que lo lleve a una peluquería. Asegúrese de que utilizan una buena cosmética. Es muy importante.

Si lo va a bañar en casa, necesitará un buen champú nutritivo. Tras aclarar el champú puede utilizar un acondicionador no demasiado intenso en aceites esenciales para que le resulte más fácil secarlo y obtener un acabado con máximo volumen. Para la recuperación de un manto estropeado o demasiado seco es preferible utilizar una mascarilla reparadora que recupere la salud de la piel y del pelo.

En un ejemplar de piel sensible, que tiende a sufrir alteraciones, utilice el Champú de Raíces del Árbol del Té de Kw. Contiene un antiséptico natural muy eficaz. Es un champú nutritivo que puede ser extraordinario también como champú habitual.

Tras el baño es muy importante secar bien eliminando toda la humedad desde la base.
En las peluquerías disponen de secadores- expulsores profesionales que expulsan el agua y secan desde la base del pelo sin llegar a deshidratar las puntas.
Si desea hacerlo en casa, resulta muy práctico disponer de un secador expulsor sencillo, aunque no tenga la potencia de los profesionales.

ENTRE BAÑOS
Pasados unos días después del baño, el pelo va perdiendo los nutrientes y, en consecuencia, pierde suavidad, brillo y elasticidad. Para un cepillado sin tirones la solución está en pulverizar, previo al cepillado, una ligera cantidad de acondicionador abrillantador sin aclarado.

Si se mancha puntualmente y no toca baño, puede limpiar la zona y eliminar el mal olor, pulverizando un champú en seco. Una vez que haya rociado la zona, frote y retire con una bayeta o toalla limpia. Dejará en ella toda la suciedad y el mal olor.

Para la higiene diaria de los lagrimales es aconsejable limpiar estas zonas con una gasa impregnada de un buen líquido limpiador de ojos.

CÓMO ABORDAR UN PROBLEMA DE NUDOS
Comience por pulverizar el líquido sueltanudos, empapando bien toda la zona anudada. Este líquido facilita increíblemente que los nudos se vayan abriendo con un masaje de dedos. Al tiempo que los nudos se van deshaciendo el líquido va penetrando en su interior. En nudos muy cerrados puede ayudarse de un cortanudos. Necesitará una carda suave y un peine de púas metálicas para terminar de deshacerlos. Una vez abiertos proceda al baño.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de ElMundodelPerro.net

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
El Mundo del Perro - © 2015 Todos los derechos reservados
www.elmundodelperro.net
Contacto
Cibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8